ATENCIÓN

ATENCIÓN

E-mail: epetours8@gmailcom

Abonap Premia tú ahorro

Abonap Premia tú ahorro

Héroes, mártires, activistas culturales e intelectuales de avanzada olvidados en Bonao.



Muchos de nuestros personajes  han pasado al más gris anonimato a la memoria social del pueblo,  hasta de una simple calle o avenida, ya sea por sus ideologías políticas, desafectos con un régimen, estatus o grupo “racial”; por débil papel del Estado  y sus instituciones; o la mezquindad y oportunismo de unos, y en muchos casos, por la misma sociedad,  que observa  impotente y/o indiferente demoler susmonumentos.
Y en ese aspecto, el caso de Bonao es muy especial, lo que debe llevarnos a serias reflexiones, porque, ¿cómo es posible que existan aún  calles, avenidas rotuladas con La Jagüíta;  Santo Cura de Ars;   Embajada, Guacanagarix (traidor de su raza) Peña Batlle; Kennedy, calle Primera; la Nicolás de Ovando,  Pablo Barinas; Los Cocos,  Los Pinos;  Central,  El Sol, la Galaxia, San Carlos, La Privada,  o  El Conde…?
¿Qué se espera para iniciar los cambios y nuevas rotulaciones-primero- con una agresiva campaña cultural que ocupe la psicología de las masas durante días, a través de charlas, cine-foro, bustos, tarjas, reparación de estatuas, como las de Duarte y Luperón, hechas de tierra al parecer? ¿Y los nazinalistas, dónde están?
¿Por qué no hay una calle, plaza o avenida con el nombre de Manolo Tavárez, el fundador de la organización más significativa del siglo XX denominada  14 de Junio, de línea antiimperialista, democrática y antitrujillista? O  Don Pedro Mir, gran poeta nacional, luchador antitrujillista y figura de alto relieve moral y patriótico; de José Jiménez (José Ventorrillo), joven de Bonao que adjunto a Fernández Domínguez, Juan Miguel Román, Illio Capocci y otros, muere al intentar  tomar el Palacio Nacional. 
Ausentes está  José Antonio Núñez, personaje que tomó Radio Televisión Dominicana adjunto a otros patriotas, y luego de voz locutoril en   la guerra de abril.
Excluido los médicos humanistas y de ideas avanzadas Milito Muñoz, Aquino, Luna; de igual forma, el Prof. Egidio Velázquez, maestro, escritor, antitrujillista  y ecologista; Randolfo Núñez, ambientalista y figura básica en la guerra patria del 65;  de su primo Napoleón Núñez; o Mario Grateraux, por ejemplo?
Pensemos en el teniente Román Peralta, piloto que se negó a bombardear a los guerrilleros del 63, y que prefirió exiliarse en Puerto Rico; similar al piloto Polanco, de Bonao, que también se negó, pero en contra de los expedicionarios del 59.
O  en  Aníbal Aquino, por sus aportes a la democracia a través de su emisora radio Bonao,  en los oprobiosos doce años de Balaguer.
También en  César Federico  Larancuent y Domenech Russo, inmolados en la expedición del 1959?; o en  Picky Lora, la combatiente de las guerrilla del 63,  y la guerra patria del abril; dama que  inició hace pocos años el rescate de Bahía de las Aguilas, en mano de vulgares mafiosos?
¿Por qué no reivindicar a los primeros rebeldes negros que se alzaron por la libertad de su raza como Sebastián Lemba y Diego de Ocampo, o al gran Olivorio Mateo, mítico personaje que enfrenó la ocupación yanqui del 1916?
¿Pero qué pasa con los humildes activistas culturales como el folklorista balairín Pedro Carrasco (Pedro Miopía); o  careteros como Malín Bidó y Ramón Ramírez?
¿Y qué espera la sociedad para exigir que de Luis Días, compositor, músico y folklorista de esta provincia, y el maestro de las artes plásticas siga ausente: Don Cándido Bidٕó?







0 comentarios:

Facetas "Cosas de Mujeres"